Montevideo, 20 de Octubre 2019

  • °
  • H %
Agricultura

Preocupación por el proyecto de ley que pretende regular agroquímicos

La Cámara Nacional de Fertilizantes y Fitosanitarios (Canaffi) manifestó su «profunda preocupación por el intento de creación de un sistema paralelo al de la autoridad competente (el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca – MGAP) para la regulación, registro, autorización y venta de productos agroquímicos».

«El proyecto fue introducido a la Cámara de Diputados y está en estudio en la Comisión de Ganadería, Agricultura y Pesca. El documento pone de manifiesto la pretensión de que Uruguay modifique los sistemas de producción agrícola y ganadera vigentes hacia esquemas más amigables con el sector apícola; la prohibición de uso de agroquímicos que le dan soporte a estos sistemas y sin los cuales no son sustentables los niveles productivos actuales; sugieren que Uruguay no cuenta con una entidad reguladora de los agroquímicos autorizados, ni de su formas de uso, desairando la labor de una repartición estratégica del MGAP, como la Dirección General de Servicios Agrícolas», expresa un comunicado de la Canaffi.

Agrega que la Cámara «no comparte el espíritu autocentrista con que ha sido elaborado este proyecto, ni su contenido», poniéndose a las órdenes de los legisladores para realizar los aportes necesarios, «que contribuyan a la búsqueda de soluciones justas y equilibradas en beneficio de los diferentes subsectores agropecuarios y de la sociedad en general».

En el comunicado describe los principales cambios en los sistemas de producción agrícola y ganaderos en Uruguay, además de las causas de la crísis internacional del sector apícola.

En ese marco remarcó que «antes de la crisis global de los precios de la miel hubo un período de cinco años (2011-2015) de altas cifras de exportación de miel de Uruguay, el que coincidió con el pico de área sembrada de soja y con los años de importación récord de agroquímicos, en particular de insecticidas, mostrando que ambos sistemas han coexistido y podrían seguir coexistiendo en un sistema ordenado, respetando las regulaciones, controles y restricciones que ejerce la autoridad competente para el uso de esos productos.


LEE LA NOTA COMPLETA EN REVISTA VERDE N° 79