Montevideo, 22 de Octubre 2019

  • °
  • H %
Agricultura

La soja perdió US$ 11 en la última semana

Los futuros de soja finalizaron la última rueda de la semana anterior en terreno negativo, con pérdidas mayores a 4 U$S/tn. Ventas técnicas de cara al fin de semana, presionaron los precios de la oleaginosa. Concretamente, los operadores vendieron sus posiciones de soja, para comprar contratos de maíz, de cara a los pronósticos climáticos del fin de semana largo en EE.UU. Adicionalmente, la abultada oferta mundial, ejerció peso sobre los valores. Especialmente, los analistas esperan que en los próximos días, los productores brasileros vuelquen su mercadería a la plaza internacional, perjudicando a las exportaciones norteamericanas.

Por otra parte, los analistas destacan que podría producirse una desaceleración en las importaciones de China, el mayor comprador del mundo, a medida que los márgenes de molienda sigan cayendo. Dicha caída es ocasionada por la lentitud de la demanda de los usuarios finales, debido a que se redujeron los precios de la alimentación del ganado en China.

En contraposición, el día de ayer, el USDA dio a conocer su reporte semanal de exportaciones de EE.UU, donde indicó ventas externas por 472.200 tn. Dicho guarismo superó ligeramente al máximo esperado por los analistas, que era de 400.000 tn. En tanto, las exportaciones semanales de la nueva campaña, resultaron dentro del rango esperado por el mercado. Por otra parte, el clima húmedo y frío en el Medio Oeste de EE.UU., opera como soporte de los precios de la soja, ya que retrasaría el avance de siembra.

Los contratos de maíz cerraron la jornada con ganancias cercanas a 2 U$S/tn., alentadas las condiciones climáticas en el cinturón maicero de EE.UU. En detalle, se esperan leves precipitaciones para la región del Medio Oeste norteamericano. Así, la posibilidad de que no se siembre el total del área intencionada en EE.UU., situación que otorgó soporte a los valores del maíz. El clima húmedo y las bajas temperaturas retrasarían las labores de siembra e imposibilitaría el resembrado. Se destaca, que según los especialistas, la ventana óptima de implantación pasó hace más de 10 días, corriendo riesgo de obtener menores rindes.

En contraposición, el informe semanal de exportaciones del USDA del día de ayer, resultó por debajo de las expectativas del mercado, y pesó sobre los precios. Concretamente, las ventas externas de EE.UU. a la semana finalizada el 18 de mayo totalizaron en 457.200 tn., decepcionando a los analistas, que esperaban como mínimo 600.000 tn. Adicionalmente, la cifra resultó inferior a las 705.400 tn. indicadas por el organismo en el informe anterior.

Para finalizar, el mercado de trigo cerró la última sesión de la semana en alza, donde los contratos con entrega Jul-17 se posicionaron sobre 161 U$S/tn. El cereal se vio impulsado por cobertura de posiciones vendidas, debido a la preocupación de los analistas sobre los excesos hídricos en la región de Planicies en EE.UU. Concretamente, hay campos anegados y otros con abundantes excesos de humedad, situación que aumenta la presión de enfermedades y la calidad de los cultivos. En contraposición, la abultada oferta global y ventas técnicas, limitaron mayores ganancias sobre los valores del trigo.

Cierre del jueves

La soja finalizó la rueda con pérdidas mayores a 3 U$S/tn., presionada por las bajas registradas en el mercado del petróleo. Por otra parte, pese a lo revelado por el USDA el día lunes, retornó la preocupación al mercado, sobre la posibilidad del pasaje de área de maíz a la soja. Se recuerda, que en el reporte semanal de cultivos, el USDA indicó que el avance de siembra se encontraba en línea con el promedio de los últimos 5 años.

Por su parte, el mercado de maíz apuntó leves retrocesos, donde los contratos con entrega Jul-17 se posicionaron sobre los 145 U$S/tn. Al igual que la oleaginosa, el cereal se vio presionado por las pérdidas registradas en el crudo. Sumado a ello, el informe semanal de exportaciones del USDA, resultó por debajo de las expectativas del mercado, y ejerció peso sobre los precios.

Por otro lado, la posibilidad de que no se siembre el total del área intencionada en EE.UU., otorgó soporte a los valores del maíz. En concreto, el clima húmedo y las bajas temperaturas retrasarían las labores de siembra e imposibilitaría el resembrado. Se destaca, que según los especialistas, la ventana óptima de implantación pasó hace más de 10 días, corriendo riesgo de obtener menores rindes. Por otra parte, a media mañana de hoy, el USDA anunció ventas privadas por 115.400 tn. del cereal, hacia un destino que no declaró, limitando mayores pérdidas.

Por último, los futuros de trigo no lograron sostener las ganancias mostradas a lo largo de la jornada, finalizando la misma con ligeras variaciones negativas. Así, los contratos con entrega más próxima cerraron la sesión sobre los 158 U$S/tn.

Fuente: Grimaldi Grassi