Montevideo, 19 de Octubre 2019

  • °
  • H %
Agricultura

Los granos suben fuerte el Chicago

 

Los futuros de soja finalizaron la primer sesión nocturna la semana con fuertes ganancias, topándose con máximos de 4 meses atrás. Así, los contratos de la oleaginosa con entrega más próxima se posicionaron por encima de los 373 U$S/tn., impulsados el clima cálido y seco que azota al occidente del Medio Oeste norteamericano. En concreto, durante el fin de semana, sobre dicha región la temperatura fue más cálida que la media histórica, donde además no se registraron precipitaciones. Con la mayoría de la soja ya emergida en EE.UU., el mercado teme que dicho clima condicione los rendimientos del cultivo. Por otra parte, los pronósticos no son alentadores para los principales estados productores del país del norte, ya que la probabilidad de precipitaciones se encuentra un 50% por debajo de la media histórica.

En tanto, el mercado de maíz cerró con ganancias menores que la soja, donde la primera posición se ubicó en torno a los 153 U$S/tn. Los analistas se muestraron preocupados sobre la sequía en el oeste del cinturón maicero de EE.UU., que continua amenazando las perspectivas de rendimiento del maíz, a medida que el cultivo entra en su fase clave de polinización. Además, las perspectivas climáticas no son favorables para los próximos días, donde los pronósticos marcan mayores temperaturas a la media histórica, y mejores un 50% de menores probabilidades de precipitaciones, con respecto a registros anteriores.

Por último, los contratos de trigo finalizaron la rueda nocturna con ganancias cercanas a 5 U$S/tn., alentados por las preocupaciones sobre el clima, que han centrado la atención del mercado en las últimas semanas. Así, las condiciones secas y por demás de cálidas en repetidas jornadas, podrían haber dañado los cultivos de trigo de primavera en las Planicies del norte. Las precipitaciones no llegan sobre dicha región de EE.UU., y condiciona aun más al desarrollo de los lotes del cereal, donde el mercado ya descuenta una menor calidad de trigo para este año.

El Cierre del viernes

Los contratos de soja cerraron la rueda con ganancias mayores a 5 U$S/tn. Los pronósticos para la región del Medio Oeste de EE.UU. renovaron los temores sobre la posibilidad de que los cuadros sufran nuevos deterioros. Los mapas climáticos indicaron, que en los próximos días, las temperaturas se mantendrán por sobre los niveles típicos para esta época del año. Recordamos que en el día miércoles, el USDA recortó en 2 p.p. el porcentaje de lotes en condiciones buenas a excelentes. De esta forma, solo el 64% de los cuadros alcanzarían dicha calificación.

Con dificultad, los contratos de maíz lograron mantenerse en terreno positivo para cerrar la rueda en torno a 150 U$S/tn. De esta forma, apuntaron ganancias semanales por 5 U$S/tn. Si bien los cuadros en EE.UU. habrían mejorado ligeramente sus condiciones a lo largo de la última semana, entre los analistas se mantienen las preocupaciones vinculadas a la evolución del clima en el país del norte. Se destaca que el último mapa de sequías exhibe focos puntuales en algunos estados productores del Medio Oeste.

En tanto, el trigo se despegó de sus pares y cerró la rueda con ligeros retrocesos, en un mercado dominado por correcciones técnicas. El índice de fuerza relativa RSI continuó ubicado por encima de las 70 unidades y disparó ventas a los precios vigentes. Por otra parte, desde el plano fundamental, los valores continuaron recibiendo respaldo de la evolución de las perspectivas climáticas para la región de las Planicies de EE.UU. Los pronósticos para los próximos 6-14 días indicaron probabilidad de precipitaciones por debajo de la media y de temperaturas por encima de la media para los estados de Washington, Montana, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Nebraska, Kansas y Colorado, entre otros. Esto se dió en un contexto donde gran parte de dichos territorios ya presentan situaciones severas de sequías y donde los cuadros presentan fuertes deterioros. Recordamos que el USDA indicó, el miércoles, que solo el 48% de los cultivos de invierno y el 37% de los de primavera, alcanzarían condiciones buenas a excelentes.

Fuente: Grimaldi Grassi